2 minutos de lectura

¿Puedo ahorrar combustible gestionando de buena forma una flota?

Por Team CamionGo el Jun 13, 2020 6:17:40 PM

Categorías: Novedades Noticias


Independiente del precio de los combustibles a nivel mundial, es vital que una empresa de transportes o cualquiera que requiera del uso de un vehículo en forma masiva para sus labores de logística, considere la importancia de gestionar de buena forma su flota con el objeto de ahorrar.

El combustible es uno de los mayores gastos en los que deben incurrir numerosas empresas y emprendimientos, ya sea para el traslado de mercancías o pasajeros. ¿Pero qué hacer para abaratar costos?; ¿qué medidas se pueden tomar al respecto? Una adecuada configuración y gestión de la flota puede generar ahorros de combustible en más de un 15%”. Es que controlando y mejorando la gestión del ralentí en las operaciones, se puede en promedio generar ahorros por sobre el millón de pesos chilenos al año por equipo.

Si además se adoptan buenas prácticas en la configuración de la flota, en gestión del mantenimiento, la eficiencia logística en la gestión de rutas y la conducción eficiente, es factible lograr ahorros que superan los dos dígitos, indicó Julio Villalobos   director del Centro de Transporte y Logística de la Universidad Andrés Bello.

En resumen, hay una serie de acciones que son contrarias a lo que debiese ser una conducción eficiente y que por ende son contrarias al ahorro de combustible. 

Escoger la ruta inadecuada:
A más kilómetros, más gasto en combustible. Si el destino al que nos dirigimos es desconocido, lo más probable es no escoger la ruta más óptima ni para el ahorro de combustible ni para el ahorro de tiempo.

Tener los neumáticos en mal estado:
Cualquier neumático tiene cierta resistencia a la rodadura, pero en el mercado existen neumáticos eficientes que permiten ahorrar combustible. Además, para mantener este elemento en buen estado, es necesario comprobar a menudo que la presión es la correcta, ya que, si se encuentra por debajo de lo recomendado por el fabricante, no solo pondrá en riesgo la seguridad de las personas, sino que además supondrá un mayor consumo de combustible.

No mantener una velocidad constante:
Los excesos de velocidad, acelerones, frenazos bruscos y cambios de marcha innecesarios suponen un incremento del consumo de carburante. Es importante mantener una velocidad uniforme, apropiada a la vía y a las condiciones meteorológicas, y frenar de forma suave utilizando el freno de motor, levantando el pie del acelerador para acabar frenando de forma suave. De esta forma, el vehículo no solo consume menos energía, sino que se previene la aparición de averías.

Mantener el motor encendido en las paradas de larga duración:
Está demostrado que dejar el automóvil en ralentí supone un consumo aproximado de 0,25 litros de combustible cada quince minutos, lo que se traduce en un consumo de carburante innecesario, ya que es tiempo que el vehículo no está en movimiento.

Por ello, la gestión de flotas por medios GPS son buenas herramientas que aportan ventajas para ahorrar combustibles, ya que permiten una adecuada comprobación de rutas; una programación de avisos para el mantenimiento de vehículos y neumáticos y una adecuada sensorización de elementos que marcan la calidad de la conducción, entre otros puntos.

Fuentes: MasContainer / Sateliun / Giro Limpio

Team CamionGo

Escrito por Team CamionGo

Suscríbete a nuestro boletín

Te enviaremos los últimos post de interés